Tratamiento cognitivo-conductal de la obesidad

Comparte

Hoy día se ha reconocido que la obesidad y sus complicaciones constituyen uno de los problemas de mayor impacto sobre la salud pública. Su prevalencia va en aumento de manera que se prevé que en el futuro llegue a afectar a un tercio de la población adulta.

 

Existe una clara asociación entre la magnitud de la obesidad y el riesgo de desarrollar enfermedades que empeoran la calidad de vida y las expectativas de la misma en el paciente obeso.

 

Entre estas enfermedades encontramos la hipertensión arterial, enfermedades cardiovasculares, diabetes, enfermedades respiratorias y alteraciones articulares y psicológicas.

 

 

 

La terapia cognitiva parte de los pensamientos erróneos contemplando como objetivo su modificación y en el tratamiento cognitivo-conductual de la obesidad nos basamos en los siguientes supuestos:

 

  1. 1.    La obesidad comporta una alteración del aprendizaje nutricional que lleva a la sobre-ingesta.
  2. 2.    Los pacientes obesos comen más desequilibradamente que los que no lo son.
  3. 3.    El estímulo de alimentación del paciente obeso es diferente al de las personas que no sufren esta enfermedad.
  4. 4.    Los obesos responden más a estímulos relacionados con la comida.
  5. 5.    La educación nutricional contribuye al tratamiento de la obesidad con excelentes resultados.

 

En el tratamiento cognitivo-conductual de la obesidad se enseñan nuevos comportamientos, actitudes y reacciones que mejoraran los hábitos de alimentación de estas personas con el fin de promocionar la reducción del peso y evitar su recuperación

 

Existen numerosas evidencias que demuestran que la aplicación de la terapia cognitiva-conductual y una educación nutricional correcta, mejoran significativamente la evolución en la pérdida de peso.